Domingo 22 del Tiempo Ordinario – Ciclo A

VIGÉSIMO SEGUNDO DOMINGO DEL TIEMPO ORDINARIO CICLO A

En este domingo se nos anuncia la pasión y nos sitúa entre la confesión de fe de Pedro en Cristo-Mesías y el pasaje de la Transfiguración. Estos dos densos momentos del evangelio requieren una catequesis muy exigente, pues quieren aclarar el sentido de la misión de Jesús. Proclamar la Palabra de Dios por encima de todas las cosas le lleva a Jerusalén, donde le sucedería como a todos los profetas el rechazo y el martirio. El salvador es uno que muere, no un poderoso que domina y hace gestos espectaculares. Pero el anuncio completo de esta misión, no hay que olvidarlo, es resucitar al tercer día. Pedro tiene otra visión de la realidad, pero Jesús invita a colaborar en esta misión.
Seguir leyendo “Domingo 22 del Tiempo Ordinario – Ciclo A”

Domingo 21 del Tiempo Ordinario – Ciclo A

DOMINGO VIGESIMO PRIMERO DEL TIEMPO ORDINARIO CICLO A

Dichosa nuestra comunidad porque llevamos dentro la convicción de fe que Pedro confiesa, dichosa nuestra reunión porque nos abrimos, desde nuestras vacilaciones y pequeña fe, a la fe de toda la Iglesia, a la fe de los apóstoles.

Seguir leyendo “Domingo 21 del Tiempo Ordinario – Ciclo A”

Domingo 20 del tiempo ordinario – Ciclo A

DOMINGO VIGÉSIMO DEL TIEMPO ORDINARIO Ciclo A

Celebramos el Domingo Veinte del Tiempo Ordinario. Vamos a asistir a la expresión clara de la gran misericordia de Dios, que desea la salvación y la felicidad de todos. El evangelio nos va narrar la bella historia de la mujer cananea, que con su oración humilde, hace que Jesús abra su corazón a este ejemplo de fe grande. Jesús ya lo ha dicho otra vez: “Pedid y se os dará”. Que nuestra soberbia no bloquee nuestras peticiones y que confiemos en la bondad y generosidad de Dios. Y ante esa bella perspectiva iniciemos nuestra Eucaristía con alegría y esperanza.
Seguir leyendo “Domingo 20 del tiempo ordinario – Ciclo A”

Domingo 19 del Tiempo Ordinario – Ciclo A

Domingo decimonoveno del tiempo ordinario ciclo A.

Tal como están las cosas me parece que hay ciertos peligros que a todos, de una manera o de otra, nos amenazan. Ante todo, el miedo: la vida está cada día más difícil, el futuro no se ve claro, la gente se siente amenazada de muchas maneras. De ahí que casi todo el mundo busca seguridad y protección; pero, como eso no se encuentra en las instituciones civiles y profanas, cada día es mayor el número de personas que buscan en la religión la seguridad que no encuentran en otros sitios. Ahora bien, cuando el instinto básico que nos empuja hacia lo religioso es el deseo de seguridad, la significación de la fe nos resulta prácticamente incomprensible, porque el dinamismo característico de los creyentes no es la seguridad, sino la fidelidad.
Seguir leyendo “Domingo 19 del Tiempo Ordinario – Ciclo A”